jueves, 27 de enero de 2011

Bilitis















Dejaré el lecho como ella lo ha dejado,
deshecho, hundido, con las ropas revueltas,
para que la forma de su cuerpo quede impresa junto a la del mío.
Hasta mañana no iré al baño,
no me vestiré ni peinaré mis cabellos,
por no borrar sus caricias.
Hoy no comeré, ni mañana ni tarde,
ni pondré sobre mis labios carmín de polvos,
para que en ellos permanezcan sus besos.
Dejaré las ventanas cerradas y no abriré la puerta
por temor a que el viento arrastre los recuerdos guardados.















No es necesario que te cubras por miedo de que
el hierro candente queme tu nuca o tus
cabellos. Déjalos caer sobre tus espaldas
y esparcidos a lo largo de tus brazos.
No es necesario que te vistas por miedo
de que un cinturón enrojezca los pliegues
enervados de tu cadera. Tu permanecerás
desnuda como una niña.
No es preciso que te levantes por miedo
que tus frágiles pies adolezcan con la marcha,
tu descansarás en la cama, de Eros víctima
y yo te curaré tu pobre herida
Pues yo no quiero ver sobre tu cuerpo otras marcas,
Mnasidika, que la huella de un beso, o el rasguño
de una aguda uña o la marca púrpura de mi abrazo













¡Ay de mí! He perdido su carta. La había puesto entre el estrofión y la piel, al calor del seno. Pero, he corrido
y ha debido perdérseme.
Desandaré el camino para buscarla, pues si alguien la encontrase, la llevaría a mi madre,
y ésta me azotaría
ante la burla de mis hermanas.
Si la hallase un hombre, me la devolvería, y tal vez intentaría hablarme en secreto. En
ese caso, creo saber
la manera de arrebatársela.
Pero, si es una mujer quien la ha leído, ¡oh, Zeus guardián, protégeme! Porque lo
contará a todo el mundo,
o me birlará a mi amante.






video



Ilustraciones de Louis Icart para “Les Chansons de Bilitis”, 1949
- las canciones de bilitis - de Pierre Louÿs

Música: 'Claire de Lune' de Debussy.
Fotografías: David Hamilton



No hay comentarios: